Jamás debes cargar tu iPhone con un cable ajeno por ésta razón

En una situación de apuros o por simple descuido, usuarios de teléfonos iPhone pueden quedarse sin batería en algún determinado lugar y recurrir a cables prestados para suplir de carga al dispositivo. Sin embargo, si no se trata de una persona de suma confianza, lo más conveniente es evitar utilizar cables ajenos, por cuanto podríamos ser víctimas de ataques cibernéticos.Los ‘hackers’ pueden sacarle provecho a cables falsos ‘Lightning O.MG‘, una réplica del cable original de la empresa de la manzana con malware integrado, el cual permite a éstos piratas rastrear o monitorear las actividades.

El cable falso cuenta con su propio punto de acceso a red Wi-Fi, lo que permite conectar al dispositivo sin necesidad de tenerlo conectado a la red. Si aún te parece poco, con este cable los intrusos malintencionados pueden incluso ver en qué parte de la pantalla haces click, tu ubicación geográfica y hasta un keylogger que les da acceso a todas las letras que que introduces al agregar un texto en cualquier aplicación, incluyendo contraseñas privadas.Éste cable, que fue creado por el inventor Mike Grover, se conecta directamente al dispositivo, ya sea un ordenador o el propio teléfono del ciberdelincuente, quien registra toda la actividad desde un lugar remoto. Éstos accesorios suelen encontrarse en lugares públicos como estaciones y aeropuertos, los cuales contienen estaciones de carga gratuitas para uso de cualquier víctima.

El mismo Grover indicó en una entrevista que sólo había diseñado el cable de este tipo para atacar ordenadores MAC. «Solo quería ver si podía hacerlo: encoger algo hasta un tamaño demasiado pequeño«, confesó.En conclusión, lo más prudente es jamás utilizar un cargador ajeno que esté disponible para el uso de cualquier persona. Por otro lado, tampoco está de más acotar que tampoco se debe prestar el cable de tu iPhone a otra persona. Se debe ser cuidadoso en éstos casos, por cuanto este invento es bastante similar a un cable original de Apple.

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*